Medicados por crisis y el TRAUMA VERDADERO, EL ABUSO sigue oculto

Medicados por crisis y el TRAUMA VERDADERO, EL ABUSO sigue oculto

Hacía poco tiempo que viajaba para atender en Córdoba ciudad.

Visitan mi nuevo lugar un matrimonio joven, de mediana edad, sin previo aviso y sin turno.

Ese día había terminado temprano, rara coincidencia, no es lo habitual.

Por favor me suplican …  “Podría atender a nuestra hija”.

Los recibí y escuché, tenían a su hija internada en una clínica psiquiátrica, me comentaron sus crisis y problemas.

Estaban desesperados, me decían es muy jovencita y toma mucha medicación, casi no puede hablar, babea, se pierde en el relato, no coordina sus pensamientos.

Si no toma la medicación estalla en gritos, llantos, rompe cosas y todo lo que le decimos, está mal.

De verdad no sabemos qué hacer y como seguirá esto para su vida.

Pregunté todo lo que pude para hacer la historia de esa adolescente desde los padres, embarazo deseado y cuidado, una vida “normal”, diríamos desde los papás, madre amorosa, padre cariñoso, asistentes los dos, bien en los años escolares, vacaciones en el campo de los abuelos, aparentemente no había ningún episodio visible que desencadenara en semejante estado.

Me rogaron la atendiera al día siguiente, hice un espacio y así ocurrió, en su salida semanal la atendí.

Memoria Celular tiene la particularidad de no perder tiempo, pude comunicarme a pesar de la medicación, la niña se conectó y hasta le resultó agradable que la atendiera (la memoria de las células sabe más que nosotros mismos).

Encontramos rápidamente la RAIZ traumática. En el campo de sus abuelos unas vacaciones uno de los peones la llevó engañada a un cuartito de herramientas y manoseó sus partes íntimas, e hizo que ella lo tocara, tenía sólo 5 añitos. ¡Un gran ABUSO!

Obvio como todos los “abusos”, los niños no cuentan porque se sienten “culpables”, ¡este sentimiento es el que produce el adulto que abusa a un niño, siempre!

¿Cómo resurge esto que estaba guardado y que nunca ella comentó?

Cuando tenía 14 años caminaba tranquila por la calle y un hombre que pasó en una bicicleta por sorpresa la toco con fuerza en su cola, ella lloró de rabia. Desde allí el trauma de su infancia comenzó a provocarle estos ataques de ira explosiva, que por supuesto no sabía porque y ni podía explicar.

Todas mis investigaciones de tantos años sumaron un capítulo más acerca del abuso sexual.

Me pregunto ¿cuantos jóvenes, niñas y varones estarán medicados por crisis parecidas o semejantes y el TRAUMA VERDADERO sigue oculto?

¿Hablamos?

Prof. Graciela Fanjul

Molinari - Córdoba

Prof. Graciela Fanjul

+54 9 3518 62-0884

Email

graciela@fundacionlaestrella.com

Pin It on Pinterest

Share This